“Fue un taxista”

¿Y ahora? ¿Qué es lo que pasó? Escribir sobre lo mismo es como halagar, y golpearme al escribir la última palabra… Tomaré mi café, lo que no mata, fuerza da… Mientras tanto veo como en tus tardes cumplís tus sueños, ignorás al mendigo e insultas al trabajador… El esfuerzo te vale un cero, me distrae la publicidad… Entre tu puerta y tu teléfono pasaran muchas noches juntos, me alegro, pero ¿qué pasó conmigo?… La grasa corporal es una moda más, de esto tiene la culpa un taxista que me pitó… Noches de amor apasionante, no te puedo decir que estas más guapa, no lo estás… No dejes tu botella de agua a la mitad, es malo… Dicen que no fue la lluvia que los juntó… Secretos entre los pasajeros delanteros es más de lo mismo, muchas veces se les dijo desde atrás, no les importó, no lloraré. Ahora estás ahí tocando en el mismo piano para mi, sin querer, sin darte cuenta, lo haces hace tiempo. Los siglos pasan y vos te quedaras a la actuación y a la cantada, mientras otros se quedaran entre meneos violentos y pisadas al son de la música. Te quedarás allí con cenas frustradas y amores correspondidos… Pasarás de la amistad, puedo verlo sin creerlo, es grande tu destino, pero cuídate no solo espiritualmente, la moda te mira. Tu reproche no espero, es para vos como rogar… Ya te veo con tus llantos, platos, ropa, y retrasos de algunos días, ya te veo sin mi… Insisto, aunque no me creas, fue un taxista quien me hizo escribir esto, quien me hizo pensar asi, irónico ¿no?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s